El demonio está en los pequeños detalles: Elegir el nombre de un dominio

El alud de tweets que provocó el “nuevo” nombre del iPad, es un claro ejemplo de la importancia de la elección de un nombre adecuado. Y este hecho se aplica también al nombre de un dominio. Por ello, en la segunda entrega de “El demonio está en los pequeños detalles”, nos centraremos en una decisión que parece simple, pero que es muy relevante: Elegir el nombre más adecuado para un dominio web.

Para los que no habéis leído el primer post dedicado al email marketing, esta serie de artículos pretenden transmitir pequeños detalles que normalmente los grandes manuales no recogen, pero que mi experiencia personal ha demostrado que pueden llegar a marcar la diferencia en cuanto a la efectividad de algunas acciones.

En este caso, más que mi experiencia personal, quiero compartir un excelente infográfico obtenido del blog de Gustavo Martínez que tengo pegado en mi mesa de trabajo. No en vano, hace muy poco tuve un debate de más de 2 semanas para encontrar el nombre ideal a una página web de un nuevo producto.

Sin más preámbulos, os lo adjunto a continuación…

Sigue leyendo